Las pruebas de traducción

Muchos clientes, antes de encargar un primer trabajo a una agencia, solicitan una prueba de traducción para ver el nivel y la calidad de los traductores. Por lo general, estas pruebas no son retribuidas y está en la mano de cada agencia y de cada cliente decidir sus características.

Normalmente se suelen hacer basándose en textos de entre 500 y 2000 palabras, pero cada traductor debe elegir si se presta a realizar esa prueba, dado que es posible que si no la pasa ni sea pagado ni consiga el trabajo. Además, hay que tener en cuenta la dificultad del texto ya que hemos visto que no todos son iguales.

Para entrar en las agencias de traducción la prueba es un requisito imprescindible y suele ser un proyecto ya aprobado y revisado por lo que cuando la realiza un traductor nuevo ya se sabe cuál sería la aproximación más correcta o la que se consideró la mejor en el momento de realizarla. Además, hay que asegurarse de que la persona que corrige la prueba es un nativo del idioma al que se quiere traducir. En las agencias de esto suele encargarse un traductor de la plantilla para que no haya errores.

Por último, hay que proporcionar a la persona que haga la prueba una evaluación sobre la cantidad de errores gramaticales, si ha hecho una traducción demasiado libre o demasiado literal… vaya, que es fundamental que quien la realiza sienta que su trabajo no ha caído en saco roto, ya que a veces los clientes desaparecen después de la prueba sin decir si la pasa o no la pasa.

Etiquetas: , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: